JUVENIL A 0-3 ESCOLA F. GAVA “E”

Partido trabado y sin ideas, que por falta de acierto en jugadas individuales (que es nuestro fuerte), se puso muy cuesta arriba en la primera parte, llegando al descanso con dos goles en contra, en dos jugadas aisladas con bastante fortuna para el rival.

En la segunda parte el equipo salió con ganas de darle la vuelta al marcador tirando más de pundonor que juego, pero la salida quedó pronto contrarrestada por el rival, que, sin ser mejor equipo, tiro de oficio y picardía llegando en los últimos minutos a sacarnos del partido y marcarnos un gol más.

Reseñar el carácter del equipo que a pesar de no salir las cosas bien en el terreno de juego, no perdió las ganas de darle la vuelta al partido y puso ganas y coraje hasta el final.

Mención especial para Thomas Cuadrado por su entrega y voluntad de hacerlo siempre bien juegue en la a posición que juegue. También agradecer a Roger Prunera, que, estando lesionado, viene regularmente a los partidos y da su apoyo desde la grada a sus compañeros.

Desde aquí, recordar a todos los que lean esta crónica, que los árbitros no son el enemigo, el enemigo somos nosotros mismos al culpabilizar a otros de nuestra propia impotencia. La actitud hostil contra el árbitro lo único que hace es empeorar la situación en el campo y perjudicar al equipo. Los árbitros a veces nos dan y a veces nos quitan, son humanos y se equivocan y nada justifica los insultos y la falta de respeto.

En el campo control y respeto.